Diez hechos relacionados con la sostenibilidad en 2021

10 hechos relacionados con la sostenibilidad en 2021

Termina un nuevo año de colaboración, desafíos, éxitos y aprendizajes. En SUST4IN hemos seguido trabajando, formándonos, e intentando ayudar a impulsar la sostenibilidad a través de artículos, estudios, cursos y eventos.

A pesar de haber sido complicado, en materia de sostenibilidad, estamos consiguiendo importantes (aunque insuficientes) logros para una transición justa, a pesar de insuficientes. Destacamos diez hechos:

  1. En una España que comenzó el año azotada por la profunda borrasca Filomena, finalmente se aprobó en mayo la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, una de las primeras en el mundo y un primer paso para aumentar la ambición futura.
  2. Por otro lado, el aumento de los precios de la energía en España – y en casi todo el mundo – ha sido un recordatorio de que es necesario pensar medidas para una transición justa a nivel global.
  3. Todavía en España es alentador el crecimiento del empleo y la llegada de los fondos europeos para proyectos que puedan reanimar la economía, crear empleo y disminuir la contaminación.
  4. Europa se ha consolidado como “centro de innovación” regulatorio, con un “tsunami” de iniciativas, con especial destaque para la taxonomía de actividades sostenibles publicada oficialmente hace unos pocos días: aunque de momento sea una taxonomía climática, ya es de uso obligatorio y, más importante, ayuda a definir lo que es “verde”.
  5. En marzo entró en vigor la Directiva sobre Divulgación de Información Relativa a la Sostenibilidad (SFRD) – y consecuente “boom” en la oferta de fondos de inversión sostenibles
  6. En abril la Comisión Europea presentó la propuesta de Directiva de Información sobre Sostenibilidad Corporativa que acaba con el concepto “no financiero” de la sostenibilidad y el desarrollo de normas técnicas de reporting y otras.
  7. A nivel internacional, mientras aumenta la frecuencia de inundaciones, incendios, escasez de agua y otros eventos, en noviembre se llegó a un bon accord” en la COP 26 en Glasgow, especialmente en lo que se refiere al comercio internacional de emisiones (Artículo 6 del Acuerdo de París), con compromisos inéditos para acabar o disminuir con el carbón y los subsidios a los combustibles fósiles, pero evidentemente insuficientes para limitar el aumento de la temperatura a 1.5ºC.
  8. La “guerra” del reporting sigue, pero al menos se consolidan dos campos: de un lado IFRS, SASB y otros que siguen centrados en la creación de valor de las empresas y de otro Europa, GRI y otros que consideran la doble materialidad al entender que tenemos que reportar también sobre los impactos de las empresas en el entorno.
  9. Por otro lado, las ONGs y sociedad civil, las empresas y especialmente los inversores se están moviendo y respondiendo, por ejemplo, con compromisos Net Zero o movilizando la inversión minorista, a las alertas de la ciencia y demandas de la sociedad, especialmente de los jóvenes que tanto nos han inspirado (y reprendido) este año.
  10. No podíamos dejar de mencionar los impactos – sanitarios, económicos y sociales – de la pandemia del COVID 19 y la rápida respuesta de la ciencia y de la mayoría de los gobiernos. En España justo esta semana empezamos a vacunar a los niños y niñas, pero a nivel mundial la vacuna tarda en llegar a los países más pobres: o salimos todos de la pandemia o, como las últimas variantes nos recuerdan, no salimos nadie.
X